El Jitomatazo

CENTROS DE SALUD BRINDAN SERVICIOS PARA DETECCIÓN DE PROBLEMAS EN DESARROLLO INFANTIL.

*A través del Control de Niño Sano se realizan pruebas cognitivas para determinar si presentan algún déficit en su crecimiento.

A través de detecciones y atenciones oportunas en salud, el Gobierno del Estado trabaja para que la niñez sudcaliforniana crezca con mejores condiciones de bienestar, como se refleja en las acciones de vigilancia en la primera infancia que se brindan en centros de salud a niñas y niños menores de cinco años, mediante pruebas cognitivas y de estimulación que permiten detectar oportunamente alguna deficiencia en su desarrollo.

Estas intervenciones forman parte del programa Control del Niño Sano, que abarca distintas acciones de prevención, detección y seguimiento de enfermedades a favor de la salud de los infantes, y son efectuadas por personal calificado para determinar si los pequeños registran algún problema de lenguaje, movimiento o coordinación, de aprendizaje o en sus capacidades afectivas y de socialización, a fin de poder definir las acciones terapéuticas a realizar para solventarlo o su derivación al especialista indicado, comentó la Jefa de Jurisdicción Sanitaria 3 La Paz, Ana Ibeth Islas Canizalez.

A través de pruebas, como la de Evaluación del Desarrollo Infantil (EDI), se puede identificar si los menores presentan algún rezago en sus habilidades motrices, como movimientos de brazos, manos y pies, trastornos del habla y visuales, las cuales permiten a las niñas y los niños participar en familia, la comunidad y sociedad, de ahí la importancia de atender a tiempo alguna situación y con esto posean condiciones adecuadas para un mejor desenvolvimiento en futuras etapas de la vida.

La funcionaria estatal resaltó que los padres, madres o tutores deben de estar atentos a cualquier dificultad que pueda presentar un menor, por ejemplo, al intentar gatear, sentarse o caminar; complicaciones para comenzar a escribir y leer. Además, destacó la importancia de una buena alimentación, para que las niñas y niños tengan la energía necesaria y logren desarrollar su cerebro y todas las partes de su cuerpo con la misma capacidad, para lograr avances en su independencia, autonomía, autocontrol, creatividad y comunicación.

En ese sentido, puntualizó que, durante la Jornada Nacional de Salud Pública, que se lleva a cabo y concluye el 16 de noviembre, en las unidades de salud se refuerzan las intervenciones en vigilancia y seguimiento de nutrición, vacunación y prevención de enfermedades durante la etapa crucial de su vida, “la infancia”, donde el personal de salud otorga orientación e información para guiar, potencializar y vigilar la salud y desarrollo de las y los niños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *